Botón de pánico

Mañana con pocas nubes, yo caminaba

Desde el día anterior tenía desasosiego

Era cierto, hacía tiempo que no lloraba

Aún dentro del camión iba sollozando

Hoy recapitulo lo mucho que te quise

Te quise sin condiciones, por decreto

Te quise con toda mi fuerza

Te demostré cariño, lealtad y respeto

Te quise con inagotable paciencia

Te quise con harta esperanza

Te llené de amor y alabanzas

Te amé de noche y de día

Eras mi todo, mi única alegría

Hoy te veo a la distancia y no quiero acercarme

No quiero saber de ti, no quiero lastimarme

Aunque se que estás bien, aunque te veas feliz

Dejaré que el tiempo se engargue de ti

Yo forjaré mi tranquilidad de acuerdo a mi naturaleza solitaria

He iniciado el camino y no he flaqueado

Te quise mucho. Punto.

Por Israel Nungaray González (8 de mayo de 2011 en Ciudad Juárez, México)

Advertisements

About Israel Nungaray

Observador miope
This entry was posted in Poemas. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s