Reseña del libro “Understanding Media. The Extensions of Man”

En 1964 apareció este libro escrito por el filósofo y catedrático universitario de origen canadiense Marshall McLuhan. En el hay un análisis exhaustivo de la fuerza que hasta ese momento habían adquirido los medios de comunicación en la sociedad contemporánea, y desde luego prevé que al paso de los años esta se incrementaría.

Para McLuhan los medios de comunicación (y los artefactos de la vida moderna) son –debido a su enorme impacto- artilugios que coadyuvan en la interacción social pero más que eso se han convertido en una extensión del cuerpo humano. Así, el automóvil, la televisión, la prensa, la radio, la ropa, el reloj o el cine, son prolongaciones de la vista, el tacto o el oído. “La rueda es un ablativo absoluto de los pies, así como la silla es un ablativo del trasero” (p. 195). 

El autor llama a la era en la que vivimos actualmente, “la edad eléctrica”, la que ha alterado las vidas de la sociedad en su experiencia espacio temporal. Una vorágine de elementos nuevos aparece a diario en los medios reforzada por el carácter envolvente de la publicidad, indispensable para que el virus del consumismo y el derroche surta efecto en las personas. Un proceso que, según él, tiene su límite: “cuando toda la producción y consumo hayan alcanzado una predeterminada armonía con todos los deseos y esfuerzos, entonces la publicidad se habrá liquidado a sí misma con su propio éxito” (p. 236). No obstante, las masas involucradas dentro de los medios entran en una dinámica de automatización de la que difícilmente podrán salir, dado que “una vez que hemos entregado los sentidos y el sistema nervioso a la manipulación privada de personas dispuestas a arrendar nuestros ojos, oídos y nervios, no nos queda en realidad ningún derecho” (p. 88).

McLuhan hace una división muy peculiar de los mass media. Los cataloga en medios calientes y medios fríos. Los calientes permiten una menor participación del sujeto, los fríos, lo opuesto. De acuerdo a esta analogía la televisión es un medio frío porque se basa en un programa destinado a un tele auditorio receptor que no interviene en el desarrollo de la transmisión. En cambio el cine es un medio caliente porque deja espacio para la interpretación del público asistente.

La obra causó polémica en la época de su publicación. Hubo opiniones encontradas a causa del motiff  profético del texto (hay referencias al presente cuando McLuhan menciona la futura invención de pequeños aparatos que facilitarían la comunicación entre los humanos. ¿Alguien dijo teléfono celular? Y la televisión por cable). Sólo el tiempo y una revisión atenta de la propuesta de McLuhan podrán guiar hacia una respuesta.

McLuhan, Marshall. Comprender los medios de comunicación: Las extensiones del ser humano, Paidós, México, 1996.

 

 

 

 

Advertisements

About Israel Nungaray

Observador miope
This entry was posted in Reseñas and tagged , , , , , , , , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s